COLECCIÓN

LUZ COAGULADA

“Luz coagulada” (2018) es la segunda colección de esta trilogía inédita. Tras el vaciamiento de la anterior colección iniciaba un nuevo periodo de análisis y meditación sobre la etapa anterior. Necesitaba cambiar la opacidad, dureza y rigidez de las obras precedentes, dándoles más transparencia y luminosidad, todo lo contrario a “Rígida levedad”.

Son obras realizadas a partir de tiras, produciendo un efecto traslúcido, introduciendo detalles de color que se integran con los volúmenes de la propia superficie del cuadro. La técnica utilizada está basada en el uso de la resina consiguiendo relieves con oquedales y ondulaciones dando profundidad y luminosidad que se refleja en la obra.

La técnica cambiaba totalmente mi forma de trabajar, para lograr esa sensación traslúcida tuve que replantear mi método de trabajo comenzando a ensayar nuevos enfoques. Lo más prioritario fue conseguir unas bases resistentes con ondulaciones y relieves para lo cual tuve que hacer bastante ensayos, resultando en una elaboración muy compleja para conseguir esos pliegues y, al mismo tiempo, integrar las notas de color que forman la composición de las obras. Después de meses de dedicación absoluta, descubrí que con unos sencillos materiales se pueden transformar las ideas que parecen muy distantes pero con trabajo y entrega se pueden conseguir y hacer físicas las imágenes que un día nos conmovieron.

Cuadro único y exclusivo de Mariano Matarranz de la Colección Luz Coagulada Año 2018. 160 x 145